España es pionera en la utilización del agua como fuente de conocimiento – Tecnología

España es uno de los países «punteros» en la gestión del agua y en la utilización de nuevas tecnologías para convertir las redes de abastecimiento en fuente de conocimiento, como se ha puesto de manifiesto durante los dos últimos años con herramientas que han permitido detectar restos genómicos de SARS-CoV-2 en las aguas residuales.Esta es una de las conclusiones a la que se ha llegado en un encuentro informativo organizado por Agencia EFE y Global Omnium para analizar la importancia del control de las aguas residuales como fuente de información sobre el estado de salud de las ciudades.»El agua está en todas partes y gracias a las nuevas tecnologías vamos conociendo nuevos usos», asegura el CEO de Global Omnium, Dionisio García, empresa que ha puesto en marcha la herramienta SARS GOanalytics, que ha permitido detectar los restos genómicos de covid en las aguas residuales de Valencia aún en fases muy incipientes, e incluso cuando los enfermos son asintomáticos. Asegura que España es pionera en el conocimiento de nuevos usos del agua, «posiblemente por necesidad», y destaca que Global Omnium trabaja en diferentes países europeos, pero también en Estados Unidos o Sudamérica, sobre todo con su paquete de innovación.Habitualmente, las empresa de agua solían centrarse en concesiones, que implican contratos de muy larga duración. Sin embargo, Global Omnium, al no ser «un monstruo enorme», sino más bien una empresa de tamaño mediano, no tiene la potencia que pueden tener otros grupos multinacionales, aunque sí otras ventajas.Una de ellas, es que son «ágiles a la hora de tomar decisiones», asegura García, quien explica que su estrategia se ha centrado en la transferencia de conocimiento en lugares que están más retrasados, a los que aportan «ese valor tecnológico». «Creo que podemos estar orgullosos porque en el campo del agua somos de los países punteros», defiende el responsable de Global Omnium, que, como empresa dedicada la gestión del agua, tienen «una parte esencial de vocación de servicio, de estar los siete días de la semana, las 24 horas del día».»Eso es esencial, pero cada vez la gestión es más fina y cada vez hace falta incorporar nuevas tecnologías», señala, y destaca que Global Omnium empezó a digitalizarse hace 10 o 12 años, «antes de saber qué era la digitalización», y aplicó en Valencia algo puntero como fueron los contadores de telelectura.»Al principio la gente pensaba que era para ahorrar personal, pero el verdadero potencial del contador es toda la información que da sobre cómo funciona la red y poder tomar decisiones cuando hay una fuga» o avisar casi en el momento a una persona que tenga una fuga interna en casa, destaca. Además, añade, los contadores digitales pueden tener «un uso social», como el que se aplica ya junto con el Ayuntamiento de Valencia, y que permite monitorizar a las personas mayores que viven solas, de manera que, cuando llevan un día sin consumir agua, se avisa a servicios sociales para que vayan a ver si ha tenido algún problema.Los nuevos usos del agua han permitido también la monitorización de las aguas residuales de Valencia para controlar la incidencia del covid entre sus ciudadanos, un sistema pionero que en el que Global Omnium ha invertido 8 millones de euros, y que está ampliando a otros usos, como puede ser el control de otras enfermedades o de fármacos.Según la directora técnica del laboratorio de GOlab, Carina González, desde el inicio de la pandemia han realizado más de 50.000 muestras, de las que 35.000 han sido en aguas residuales y 15.000 de muestras humanas, con las que han llegado a un foco de población de 40.000 personas. Left6:No existe configuración de publicidad para el slot solicitadoAsegura que uno los aciertos que tuvieron fue establecer «el pool de muestras clínicas para poder llegar a más población y abaratar el coste de la PCR, que es una analítica muy cara».Este sistema consiste en juntar hasta 20 individuos en una sola muestra, de manera que si sale negativa, sabemos que todos son negativos, y si sale positiva, ya se realizan muestras individuales para detectar los casos concretos.Este ha sido uno de los sistemas usados en las residencias de mayores, que les ha permitido agilizar las pruebas y parar algunos brotes, pero también se ha utilizado en empresas o para grupos de personas que querían reunirse, por ejemplo, en Navidad. «A alguno le hemos fastidiado la cena, pero se trataba de parar los brotes», señala González.Para la concejala del Ciclo Integral del Agua, Elisa Valía, con la experiencia de la herramienta SARS-Goanalytics se ha puesto de manifiesto la importancia que tiene el agua, pues está en todos sitios, y arroja beneficios que «esté presente en todas las áreas de gobierno y de gestión».

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial