Macron pide pasar a una «economa de guerra» y acelerar la produccin de armas



Ha sido un acto simblico pero que refleja la nueva era. El presidente francs, Emmanuel Macron, ha ido este medioda a poner la primera piedra de una nueva fbrica de plvora para explosivos en Bergerac, en el departamento de Dordoa, y esta tarde se reunir con representantes de empresas de defensa. El objetivo es claro: relanzar la industria y concienciar de la necesidad de rearmarse, de cara a la amenaza rusa y en un contexto geopoltico cada vez ms complejo.Macron defiende que hay que pasar a una «economa de guerra», como l mismo la ha bautizado. Esto se traduce en invertir ms en armamento. El Gobierno francs ha aumentado el presupuesto militar en 400.000 millones en cuatro aos y ahora el objetivo es relocalizar la produccin de material de defensa, que las empresas que dejaron de fabricar en Francia vuelvan a hacerlo.Este rearme «es una necesidad del momento, de la realidad geopoltica en la que vamos a vivir». «Estamos en un momento de cambio geopoltico, geoestratgico, donde las industrias de defensa tendrn un papel cada vez mayor», ha dicho Macron. «Este mundo del que hablamos no se detendr si la guerra termina maana, porque hay un rearme masivo (…) de Rusia y porque en todas partes en Europa el gasto militar est aumentando», ha recordado.La invasin en Ucrania ha evidenciado una debilidad: Europa no tiene industria suficiente para hacer frente a una gran guerra. Desde la invasin, las empresas han tratado de adaptarse a un ritmo de crecimiento en la actividad inesperado, pero no dan abasto. El presidente ucraniano, Volodimir Zelensky, ha advertido que perdern la guerra si no reciben ms soporte. El congreso de EEUU lleva meses bloqueando una ayuda de 60.000 millones.Francia defiende una independencia estratgica para poder hacer frente a los desafos actuales. Desde 2019 la mitad de las armas importadas por la UE son fabricadas en EEUU. Francia se ha convertido en el segundo pas exportador del mundo, sobre todo gracias a sus cazas Rafale. Las compras de material por parte de la UE se han doblado, segn los datos del instituto de investigacin para la paz (Sipri, en sus siglas en ingls), con sede en Estocolmo.»Hay que producir ms y ms deprisa», ha dicho Macron en los terrenos de la empresa Eurenco, lder europeo en la produccin de plvora para la propulsin de proyectiles. Este espacio haba sido desmantelado en 2007, por falta de pedidos. Hoy estn completos hasta 2030. La empresa, que pertenece al Estado, es ahora clave en el suministro de municin a Europa. La fbrica estar operativa en 2025 y tendr capacidad para producir unas 1.200 toneladas de plvora por ao.El grupo tiene fbricas en Francia, Suecia, Blgica y EEUU y va a invertir 500 millones de euros en dos aos para multiplicar por 10 su produccin. La construccin de esta fbrica «demuestra que no hay un problema con la industria», ha dicho Macron, que ha ido acompaado de los ministros de Economa, Bruno Le Maire; y Defensa, Sbastian Lecornu.Macron insiste en que Rusia est endureciendo sus posturas y que no puede ganar la guerra porque esto dejara a Europa en una situacin de debilidad frente a Mosc, que podra invadir cualquier otro pas. Hace semanas, en la conferencia de apoyo a Ucrania que organiz en Pars, el francs sugiri que no haba que descartar un futuro envo de tropas a la zona.Sus palabras no agradaron, la mayora de pases neg este extremo y le acusaron de ser demasiado beligerante. Das despus, el primer ministro polaco, Donald Tusk, admita que Europa est «en un momento de preguerra». El canciller alemn, Olaf Scholz, tambin ha pedido acelerar la produccin de armamento a gran escala para nutrir a Ucrania.Aunque es la principal amenaza, no es slo Rusia. La guerra en Israel y el temor a que el conflicto se extienda en la regin, y la posibilidad de que Donald Trump gane las elecciones en EEUU el prximo noviembre, son otros de los motivos de inquietud.En enero Macron desliz una crtica al sector, al asegurar que haban disfrutado de un «entumecimiento» hasta antes de la invasin. El ministro de Defensa ya advirti la semana pasada que podra requisar fbricas si las empresas no producen lo suficientemente rpido. Tambin podra recurrir a una medida que permite obligar a las empresas que fabrican material civil y militar a priorizar lo segundo.