La expulsin de dos candidatos reaviva la crisis del Partido Laborista por la guerra en Gaza



Carlos FresnedaCorresponsal LondresActualizado Mircoles,
14
febrero
2024

15:36La ofensiva de Israel en Gaza ha vuelto a provocar una nueva crisis en el Partido Laborista, con la expulsin de dos candidatos (Azhar Ali y Graham Jones) acusados de antisemitismo. El lder de la oposicin laborista, Keir Starmer, se encuentra de nuevo en una encrucijada como la de hace tres meses, cuando dimitieron decenas de concejales y 56 diputados rompieron la disciplina de partido votando a favor de una enmienda que reclamaba el «alto del fuego».Los nuevos incidentes amenazan con frustrar las altas expectativas de Starmer en las elecciones especiales que se celebran el jueves en los distritos del Kingswood y Wellingborough, en las que el Partido Laborista aspiraba a arrebatar los dos escaos al Partido Conservador de Rishi Sunak. En el ltimo sondeo de Ipsos, los laboristas haban vuelto a marcar una diferencia de ms de 20 puntos a los «tories» en intencin de voto (49% a 27%).El fantasma del antisemitismo, contra el que lleva luchando Starmer en sus ms de tres aos como lder, ha vuelto sin embargo a pasar factura esta semana. El primer caso fue el Azhar Ali, candidato por Rochdale (donde tambin se celebran elecciones especiales el 29 de febrero, que se refiri a la influencia del lobby judo en los medio y lleg a insinuar que Israel permiti el ataque de Hamas el 7 de octubre como excusa para invadir Gaza.El segundo incidente lo ha protagonizado Graham Jones, candidato por Hyndburn para las prximas elecciones generales en el 2024, acusado de referirse a «la jodida Israel» («fucking Israel») y a proclama que «ningn ciudadano britnico debera luchar por otro pas» (en referencia a los judos britnicos alistados en el ejrcito israel).Los comentarios, captados durante un encuentro de militantes laboristas en Hyndburn, fueron revelados por The Mail on Sunday y provocaron la reaccin inmediata del Jewish Labour Movement (JLM). Starmer tard en reaccionar, pero su decisin fue fulminante cuando conoci las declaraciones con todo detalle.La faccin juda del laborismo ha reclamado a su lder que llegue hasta las ltimas consecuencias con todos los militantes que participaron en un cnclave pre-electoral en Hyndburn, donde tanto Azahr Ali como Graham Jones vertieron sus comentarios. El encuentro fue convocado y capitaneado por Munsif Dad, concejal laborista de Hyndburn, que ve peligrar tambin su puesto.La primera crisis en el laborismo por cuenta de la guerra en Gaza se abri a los pocos das de la ofensiva israel, cuando el diputado Andy McDonald fue suspendido por participar en una marcha pro-Palestina en Londres y parafrasear a micrfono abierto el eslogan «del ro hasta el mar, Palestina ser libre».El alineamiento de Starmer con la poltica pro-israel de Sunak, y su negativa a respaldar una alto el fuego, ha sido duramente criticado por ala izquierda del partido y ha provocado la reaccin en cadena de decenas de concejales musulmanes. Incluso el alcalde de Londres, Sadiq Khan, estrecho aliado y amigo personal de Starmer, le ha criticado pblicamente por su posicin ante el conflicto.El 42% de los votantes laboristas considera de hecho que Starmer «ha manejado mal» su respuesta y la prdida de apoyo en la comunidades musulmanas amenaza con poner el peligro la amplia ventaja sobre Rishi Sunak en la cuenta atrs para las elecciones del 2024 que se celebrarn previsiblemente el prximo otoo.